Un mes más estamos aquí para reseñar el tomo correspondiente de Dragon Ball Color, en este caso se trata del número tres (de cuatro) de la Saga del Gran Rey de los demonios Piccolo.

[ATENCIÓN: SPOILERS DE LA TRAMA]

El manga arranca donde lo dejó el anterior número, Goku debe conseguir que el Todopoderoso resucite a Shenron para poder pedirle que este haga lo propio con Roshi, Krilin y Chaos, y aquí tenemos la primera dosis de nostalgia, ya que no recordábamos esa figurita rota de barro que representa al dragón, y que Popo se encarga de arreglar para resucitar a todos los asesinados por Piccolo. Tras esto y el pertinente encuentro entre todos los amigos, Goku se quedará a entrenar con el Todopoderoso y Popo durante tres años, hasta que llega el momento de celebrar el nuevo Torneo de las Artes Marciales. Pasado este tiempo, nuestros héroes se reencuentran, y para sorpresa de todos Goku ahora es mucho más alto, ¡está irreconocible!

La verdad es que estamos ante un gran tomo de Dragon Ball, ya que hay muchos reencuentros como el de Piccolo (hijo), también adulto y altísimo, u otros como el de Tao Pai Pai, que no solo no murió en su batalla contra Goku en la que le explotó una granada en la cara, si no que además ha sido reconstruido cibernéticamente con un montón de armas mortíferas. Ten Shin Han será el encargado de comprobarlo, aunque dará buena cuenta de este viejo enemigo, que es el que le hace la herida que deja esa mítica cicatriz en el pecho, que aún conserva.

Luego tenemos los típicos primeros combates de eliminatoria donde aparecen luchadores de lo más random, a excepción de uno llamado Shen, que consigue derrotar incluso a Yamcha, aunque Goku (y todos nosotros) sospechamos quién es. Yamcha por cierto, que por aquél entonces todavía no era ese personaje lamentable que siempre muere... Más combates interesantes, Chichi contra Goku, Piccolo contra Krilin, y por supuesto la joya de este número, Ten Shin Han contra Goku, que se toma la revancha, ya que recordemos que en el anterior torneo ganó el de tres ojos.

[FIN DE SPOILERS DE LA TRAMA]

Este tomo de 224 páginas a todo color incluye al principio un índice y una ilustración, y al final la habitual sección de preguntas y respuestas sobre la saga contestadas por el mismísimo Akira Toriyama, curiosidades, colección de emblemas de Dragon Ball, un plano del Palacio del Todopoderoso y de la Sala del Espíritu y del Tiempo.

La Editorial Planeta Cómic nos trae este tomo de Dragon Ball Color, que puedes adquirir por 12,95€ aquí.

Reseña: Dragon Ball Color Piccolo nº 03/04


Un mes más estamos aquí para reseñar el tomo correspondiente de Dragon Ball Color, en este caso se trata del número tres (de cuatro) de la Saga del Gran Rey de los demonios Piccolo.

[ATENCIÓN: SPOILERS DE LA TRAMA]

El manga arranca donde lo dejó el anterior número, Goku debe conseguir que el Todopoderoso resucite a Shenron para poder pedirle que este haga lo propio con Roshi, Krilin y Chaos, y aquí tenemos la primera dosis de nostalgia, ya que no recordábamos esa figurita rota de barro que representa al dragón, y que Popo se encarga de arreglar para resucitar a todos los asesinados por Piccolo. Tras esto y el pertinente encuentro entre todos los amigos, Goku se quedará a entrenar con el Todopoderoso y Popo durante tres años, hasta que llega el momento de celebrar el nuevo Torneo de las Artes Marciales. Pasado este tiempo, nuestros héroes se reencuentran, y para sorpresa de todos Goku ahora es mucho más alto, ¡está irreconocible!

La verdad es que estamos ante un gran tomo de Dragon Ball, ya que hay muchos reencuentros como el de Piccolo (hijo), también adulto y altísimo, u otros como el de Tao Pai Pai, que no solo no murió en su batalla contra Goku en la que le explotó una granada en la cara, si no que además ha sido reconstruido cibernéticamente con un montón de armas mortíferas. Ten Shin Han será el encargado de comprobarlo, aunque dará buena cuenta de este viejo enemigo, que es el que le hace la herida que deja esa mítica cicatriz en el pecho, que aún conserva.

Luego tenemos los típicos primeros combates de eliminatoria donde aparecen luchadores de lo más random, a excepción de uno llamado Shen, que consigue derrotar incluso a Yamcha, aunque Goku (y todos nosotros) sospechamos quién es. Yamcha por cierto, que por aquél entonces todavía no era ese personaje lamentable que siempre muere... Más combates interesantes, Chichi contra Goku, Piccolo contra Krilin, y por supuesto la joya de este número, Ten Shin Han contra Goku, que se toma la revancha, ya que recordemos que en el anterior torneo ganó el de tres ojos.

[FIN DE SPOILERS DE LA TRAMA]

Este tomo de 224 páginas a todo color incluye al principio un índice y una ilustración, y al final la habitual sección de preguntas y respuestas sobre la saga contestadas por el mismísimo Akira Toriyama, curiosidades, colección de emblemas de Dragon Ball, un plano del Palacio del Todopoderoso y de la Sala del Espíritu y del Tiempo.

La Editorial Planeta Cómic nos trae este tomo de Dragon Ball Color, que puedes adquirir por 12,95€ aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario